top of page
Buscar

Neurociencia aplicada al dinero

Actualizado: 18 oct 2023

Aunque conscientemente desees tomar decisiones desde la lógica, el 95% de las que tomas con relación al dinero depende de la información y creencias instaladas y arraigadas en la parte subconsciente de tu cerebro. Hoy te demostraré cómo controlarlas con efectividad



Ximena Rubio. Fotos por Héctor Torres @hectortorres


Es en el subconsciente donde realmente se origina la forma en que generas y administras el dinero. Se manifiesta en tus emociones del día a día, esas que siempre le ganan al intelecto, por lo que tus decisiones suelen tomarse de manera automática o “inconsciente”.


¿Te gustaría poder dejar de comprar por impulso y usar mejor tus ingresos? Aquí te daré claves que te ayudarán a lograrlo.


Cada vez que piensas o tienes contacto con el dinero, se generan químicos en tu cerebro y, dependiendo de las creencias que hayas programado en tu subconsciente, tendrás resultados de crecimiento, estancamiento o pérdida económica.


La neurociencia ha descubierto que ciertas áreas del cerebro, como la corteza prefrontal ventromedial y la amígdala cerebral, se activan cuando tomas decisiones financieras; por ello, dependiendo de lo que tengas instalado en tu subconsciente, puedes sentir una señal de amenaza que te impide tomar decisiones financieras que sí te convienen; y, viceversa, generar tranquilidad y recompensa cuando usas tu dinero para cosas que van en contravía a tus planes, crecimiento y libertad financiera.


Entonces, ¿cómo puedes usar a favor esta disciplina científica para contribuir con la toma de decisiones acertadas financieramente hablando?


Te comparto estos ejercicios prácticos que me han funcionado a mí y a cientos de personas que he entrenado en mis programas de Inteligencia Financiera y Prosperidad:


1. Evita los impulsos y la recompensa inmediata para fortalecer tu autocontrol Hazte estas cuatro preguntas antes de comprar algo. Apúntalas y llévalas contigo:


· ¿Qué emoción me está llevando a hacer este gasto?

· ¿Estoy llenando un vacío o compensando algo? Trabaja directamente sobre el asunto.

· ¿Está dentro de mi plan financiero?

· ¿Realmente lo necesito?, ¿hace un cambio significativo en mi vida?


2. Toma el control de tu economía:

Ten un plan financiero anual, mensual y detallado, alineado con tus tres grandes objetivos de vida.


3. Visualiza lo que sí quieres lograr a mediano y largo plazo, que se relacione con tu calidad de vida y libertad de tiempo

La neurociencia ha demostrado que la visualización diaria es una herramienta poderosa para alcanzar objetivos.


4. Trabaja en tu espiritualidad, fortalece tu relación con Dios (o como prefieras llamarlo)

La gratitud y contemplación diaria por las cosas que parecen simples incrementará tu paz y le hará bien a tu amígdala cerebral (encuentra algunos ejemplos en mi Instagram en los higlights llamados Inicia tu día)


Impleméntalos y verás resultados siempre y cuando no se queden solo en el texto. Así que llévalos a tu vida en la práctica y compártelo con los tuyos.


¡Ten cuidado y toma acción desde ya! Cuando la amígdala se activa demasiado, produce una respuesta exagerada al estrés o a estímulos que se perciben como amenazantes, aunque en realidad no lo sean. Esta reacción genera trastornos de pánico y ansiedad que, como te compartí en el artículo anterior, era mi realidad hace unos años.


Yo soy Ximena Rubio, entrenadora internacional. Mi propósito es ser instrumento para que tu mayor lujo sea que vivas en paz, con libertad de tiempo y calidad de vida.


Te espero en la próxima edición y recuerda mandarme el feedback de este ejercicio a mis redes sociales.


Instagram, Youtube y Facebook:


18 visualizaciones

Comments

Rated 0 out of 5 stars.
No ratings yet

Add a rating
bottom of page